Esta Pasando Ahora

Post Top Ad

top_bannner2_1

martes, 17 de diciembre de 2019

Estudiantes de la universidad Santo Tomás exigen a rectoría tomar en consideración petitorio local




Con las sillas dispuestas en el portón de entrada, que da acceso a la casa de estudios de la Universidad Santo Tomás, cede Puerto Montt, se encontraron en la mañana, auxiliares y docentes de dicho establecimiento, donde se enteraron que había sido tomado por diversos estudiantes, quienes justificaron esta acción, con una serie de petitorios locales.

En el lugar, la intermediaria de los estudiantes en toma,  Nicol Marín, quien es también estudiante de la universidad, quien aclaró, en nombre de la “toma” por una información salida en un medio de comunicación local, atribuyendo estos hechos a la mesa de unidad social, lo cual fue desmentido por la vocera.

Junto con esto, Marín indicó que quienes se adjudican estos hechos, son representantes de las tres instituciones que dependen del Santo Tomás, que es la propia universidad, el centro de formación técnica y el instituto profesional,  los que explican que esta casa de estudios ha mostrado poca empatía que han recibido por parte de la rectoría, quienes justifican que todas las decisiones pasa por la casa Central.

Además, la representante de los estudiantes en toma, señaló que se solicita que a los estudiantes que se encuentran dentro de la institución, y los que se quieran sumar en forma posterior al día de hoy a la toma, no existan represalias, por lo que solicitan la firma de un acuerdo, por parte de las autoridades académicas.

Por otra parte, se exige una rebaja de un 70 por ciento de los aranceles de los meses de octubre, noviembre y diciembre, ya que no se justifica el pago total de ellos, ya que las actividades dentro de la universidad, como lo son clases y talleres, fueron suspendidas en un gran porcentaje, cumpliendo el cronograma a través de clases virtuales.




Dentro de los petitorios, se solicitó el mejoramiento de infraestructura de la universidad, como por ejemplo, la construcción de más salas de estudios y un gimnasio acorde a las necesidades del estudiantado.

Nicol Marín explicó que el estallido social, no sólo afectó a comerciantes y locatarios sino que también a trabajadores que estudian en esta institución.




En este momento están a la espera de las negociaciones con la casa central de esta universidad, donde esperan poder solucionar las demandas, que tiene que ver con temas de aranceles e infraestructura.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Post Top Ad

Your Ad Spot

Pages